Top 10 Hábitos para tener un cabello más suave, brillante y saludable

COMPARTIR:

Todas soñamos con tener un cabello saludable, suave y brillante, pero en nuestro día a día llevamos a cabo prácticas que lo dañan y debilitan. Algunas de ellas son simples actos que ejercemos por costumbre y sin poner atención, pero que afectan la salud de nuestras fibras capilares.

Genial.guru quiere que conozcas 20 sencillos hábitos que puedes adquirir para cuidar tu cabello y permitirle crecer sano y fuerte.

Es importante que tengas siempre presente que tu cabello es una fibra hecha de células muertas, como tus uñas.

Esto quiere decir que no produce vitaminas y nutrientes por sí mismo, sino que debe absorberlas de sustancias externas como óleos naturales que produce tu cuero cabelludo o nutrientes que provienen de la naturaleza o productos de belleza. Su estructura es porosa y por ello puede alimentarse de estas sustancias, pero también recoger y “respirar” contaminación, rayos UV, químicos dañinos y sal.

  1. Al lavar tu cabello, antes de enjuagarlo, frótale un poco de vinagre blanco. Con una sola aplicación lo verás más brillante.
  2. Una vez al mes usa una mascarilla natural de aguacate.
  3. En lugar de champú, lava tu cabello con claras de huevo. Aunque te parezca increíble, este producto natural hidrata mejor tu cabello sin debilitarlo (como hacen algunos productos de belleza comerciales).
  4. No lo laves tan seguido. El proceso de lavado desgasta las fibras de tu cabello y no permite que reciba óleos esenciales para su nutrición y crecimiento.
  5. Usa champú sin sal. La sal es uno de los agentes más dañinos del champú. Actualmente, en el mercado hay decenas de productos sin sal que te ayudan a cuidar y fortalecer tus fibras capilares.
  6. Duerme con el cabello recogido. Así ayudas a que no se enrede y crezca más rápido.
  7. Cepíllalo cada vez que lo laves y asegúrate de masajear tu cuero cabelludo con las cerdas del peine para activar la circulación sanguínea de esta área del cuerpo y favorecer el crecimiento del cabello.
  8. Protégelo del sol. Puedes recogerlo, usar protectores solares para cabello o cremas de peinar especiales para el verano, el cloro de las piscinas y el agua de mar.
  9. No lo seques tan a menudo. Tu cabello ama ser secado por el aire puro, el secador produce aire caliente y artificial que lo debilita, evítalo al máximo.
  10. No lo exprimas al salir de la ducha. Este simple gesto contribuye enormemente a debilitarlo, evita hacerlo.
Etiquetas:,

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *